El coral de aceitunas negras es un aperitivo excepcional que se distingue por su apariencia única, una decoración perfecta para ocasiones especiales o para darle un toque distintivo a tus platos.

¿Cómo hacer coral de aceitunas?

Preparar el coral de aceitunas negras es sorprendentemente sencillo. Utilizando aceitunas negras, agua, aceite y harina de trigo, se crean galletas muy delgadas, agujereadas y deshidratadas que añaden un toque único a tus creaciones culinarias.

Información Nutricional

Categoría: Aperitivos
Calorías: 50
Preparación: 5 minutos
Cocción: 15 minutos
Raciones: 4 personas

Receta de coral de aceitunas

Ingredientes

  • 200 ml de agua purificada
  • 100 g de aceitunas sin hueso
  • 80 ml de aceite vegetal
  • 20 gramos de harina de trigo

Preparación

  1. En una licuadora, combina las aceitunas negras sin hueso y el agua. Procesa hasta obtener una mezcla suave y uniforme. Luego, tamiza la mezcla a través de un colador fino para eliminar cualquier grumo y obtener un líquido suave.
  2. Mide 100 ml del jugo de aceitunas resultante y colócalo en una jarra de cocina. Agrega el aceite de oliva y la harina de trigo. Mezcla todo con una minipimer hasta que esté completamente integrado.
  3. Calienta una sartén antiadherente durante un minuto sin agregar aceite. Luego, vierte la mezcla líquida en el centro de la sartén, formando un círculo con un diámetro de aproximadamente 10 a 15 centímetros.
  4. Cocina hasta que todo el líquido se evapore y la mezcla se endurezca en el fondo de la sartén, adquiriendo una textura similar a una galleta con agujeros. Luego, retira cuidadosamente la galleta con una espátula y colócala sobre papel absorbente. Repite este proceso con toda la mezcla.

Beneficios y propiedades

Las aceitunas negras son una excelente fuente de vitamina E, que actúa como antioxidante, y vitamina K, esencial para la coagulación sanguínea.

¿Sabías qué?

Las aceitunas tienen su origen en la región del Mediterráneo, donde se cultivan desde hace miles de años y se cree que fueron domesticadas por primera vez en la antigua Mesopotamia.

Recomendamos

5/5 (1 Calificación)

Escribe un Comentario