El corazón de un perro también se debilita con el paso del tiempo, al igual que el de las personas. Las enfermedades del corazón, también conocidas como cardiopatías, son comunes en mascotas adultos o senior y pueden llegar a afectar gravemente su bienestar.

En algunos casos, la aparición de estos problemas puede ser consecuencia de la alimentación, de los hábitos que mantuvo durante su vida o incluso podrían intervenir condiciones genéticas. Lo cierto es que hay señales a las que debemos estar atentos como padres de mascotas.

¿Cómo podemos identificar un problema al corazón en nuestro perro?

El especialista y veterinario de Gabrica (@somosgabricacl), Luis Fernando Reyes indica:

Nos damos cuenta en el ritmo y la frecuencia con la que se ejercita, de pronto ya no respira de la misma forma, le cuesta, jadea, manifiesta agotamiento físico, episodios de tos muy recurrentes, dolor al tocar la zona donde se encuentra el corazón e incluso desmayo. Es importante tener en cuenta que no todas las enfermedades cardíacas se presentan de la misma forma, y en muchos casos pueden ser silenciosas y pasar desapercibidas, así que las señales acá mencionadas pueden manifestarse todas, o solo una, o en muchos casos ninguna. Sea cual sea la señal, es importante acudir de forma inmediata al veterinario.

Otros síntomas son la fatiga, la pérdida de apetito e hinchazón abdominal.  Respecto a esta última, es común en perros con insuficiencia cardíaca congestiva y se debe a la acumulación de líquido en el abdomen debido a la falta de circulación adecuada de la sangre. En ocasiones se manifiestan desmayos, debido a la falta de oxígeno y fuerza.

En relación a las causas, el veterinario de Gabrica afirma:

Existen razas que, por genética, se predisponen a una u otra patología cardiaca, porque es como si estuviera en su ‘’historia’’. Es por eso que es tan importante el acompañamiento del veterinario desde la etapa de cachorro. El sedentarismo y una dieta mal balanceada dan paso a aumentar la probabilidad de generar una falla cardiaca, pues si no hay actividad física, el corazón no puede ejercer adecuadamente sus funciones básicas, así que en el momento en que se aumenta un poco más la actividad física, este no sabe cómo responder, entonces el corazón tendrá que esforzarse más.

Algunas de las enfermedades del corazón más comunes en perros adultos son:

Enfermedad de la válvula mitral (EVM)

Se manifiesta con frecuencia en las razas más pequeñas. Se caracteriza por un engrosamiento de la válvula mitral del corazón, lo que altera su morfología normal, dificultando el buen funcionamiento del órgano.

Debido a este deterioro, el corazón tiene que hacer un esfuerzo mayor para expulsar la sangre, esto no solo lo debilita, también acorta su esperanza de vida.

La enfermedad puede manifestarse alrededor de los 5 a 8 años, siendo los Yorkshire, Pomerania, el Jack Russel y el Schnauzer Miniatura, razas predispuestas a esta enfermedad.

En la EVM, los síntomas pueden ser muy sutiles, como fatiga o negación a la actividad física, pero si se agrava puede ocasionar la muerte súbita.

Cardiomiopatía Dilatada (CMD)

Se presenta en perros de razas grandes. Se caracteriza por una alteración de las paredes del corazón, que hace que se adelgacen las paredes musculares y las cámaras internas se agranden, dando como resultado un agrandamiento del corazón, dilatándolo.

Mascotas con mayor predisposición a padecerla, pueden ser el Golden Retriever, el Labrador, el Pastor Alemán, el Bóxer o el San Bernardo, y se manifiesta generalmente entre los 4 y los 6 años.

Es una enfermedad que requiere de mucha atención, porque los síntomas avanzan muy rápido y en algunos casos se ocasiona una muerte súbita.

Sea cual sea la enfermedad, tienen un abordaje similar, ya que depende de la condición en la que se encuentre el perrito (nutricionalmente, si esta deshidratado, por ejemplo). Pero la medicación y la dieta siempre estarán orientadas al paciente con enfermedad cardiaca sea la raza o tamaño que sea, se ajustara de acuerdo a sus necesidades.

En cuanto a los cuidados, cuando ya tenemos el diagnóstico, el veterinario de Gabrica aconseja:

En caso de que sea un perrito que está acostumbrado a la actividad física, es importante continuar con sus paseos, pero no con la misma intensidad con la que lo hacíamos cuando era más joven. Evitar subir y bajar las escaleras, no darle comida que no esté indicada por el veterinario, únicamente su dieta medicada, que en este caso sería una dieta cardiaca.

¿Cómo prevenir las cardiopatías en perros senior?

Luis Fernando Reyes, de Gabrica recomienda:

Es importante que, durante toda la vida de nuestro perrito, hagamos chequeos con nuestro veterinario, esto nos ayudará a diagnosticar a tiempo un riesgo. Cuando los perritos llegan a la etapa senior (+7 años), es importante suministrarles la dieta indicada para esta etapa, ya que será una dieta rica en algunos aminoácidos. Una vez que haya un diagnóstico de una enfermedad del corazón, si el veterinario lo considera pertinente, brindarle una dieta cardiaca que contenga lo que necesita para brindarle vitalidad al corazón.

  1. Una dieta saludable es esencial para prevenir las enfermedades del corazón. Alimentos ricos en nutrientes y con cantidades adecuadas de grasas saturadas y sodio. Las dietas ricas en antioxidantes y ácidos grasos omega-3 pueden tener efectos positivos en su bienestar.
  2. Hacer ejercicio regularmente ayuda a mantener la salud cardiovascular.
  3. Evita la obesidad, el sobrepeso puede aumentar el riesgo de enfermedades del corazón en perros senior.
  4. Llevarlo al veterinario regularmente para detectar los primeros signos de enfermedades del corazón y prevenirlas antes de que empeoren. Los chequeos en perritos mayores deben ser como máximo cada 6 meses.

Debemos entender que esto es nuevo para ellos también, de pronto ya no son tan activos como antes, y nosotros debemos ajustarnos a su ritmo de vida, y también lo que ahora para ellos es una etapa completamente nueva. Tratemos de entender sus necesidades, y lo que ya no les gusta, puede pasar que algo que les brindaba felicidad y les gustaba cuando eran más jóvenes, en esta nueva etapa ya no sea lo más agradable para ellos.

Como padres de mascotas debemos estar atentos al paso del tiempo de nuestro perro, a las señales y necesidades que requiere en su etapa senior.

Para más información visita www.gabrica.cl.

Recomendamos

Escribe un Comentario